Mayo 28, 2015

Trámites


Trámites

Información de Diferentes Diligencias

Delegaciones Pastorales

Delegaciones

Evangelizamos para un Mundo Mejor

Nuestro Seminario Mayor María Inmaculada

En cada diócesis, el Seminario es la institución que forma a los sacerdotes. En nuestra Iglesia Particular de Ibagué, el Seminario Mayor fue fundado en 1903 por el primer obispo, Monseñor Ismael Perdomo Borrero y tiene la misión específica de formar pastores según el corazón de Cristo, comprometidos con la Nueva Evangelización en nuestra diócesis, para que, transformados por el Evangelio y la celebración del Misterio Pascual, y asumiendo los procesos de formación integral, lleguen a ser constructores del Reino. En la actualidad, el Seminario Mayor de Ibagué acoge también a los seminaristas de la diócesis hermana de Líbano - Honda

Seminario Mayor María Inmaculada

Rector:  Excelentísimo Monseñor, Orlando Roa Barbosa. 
Calle 10 N° 1-73 Centro
Télefono: 2632 696.    Móvil.   315 646 6977
Email: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.    

 

14 de abril de 2015.  “La vocación cristiana es una llamada de amor” La Iglesia es misionera por naturaleza, la vocación cristiana nace necesariamente dentro de una experiencia de misión. Así lo recuerda el Santo Padre Francisco en su mensaje a los obispos, sacerdotes, consagrados y fieles del mundo para la 52ª Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones, que se celebrará el próximo 26 de abril. Este año, la Jornada lleva por tema ‘El éxodo, experiencia fundamental de la vocación’.

En este mensaje, el Pontífice señala que escuchar y seguir la voz de Cristo “significa aceptar que el Espíritu Santo nos introduzca en este dinamismo misionero, suscitando en nosotros el deseo y la determinación gozosa de entregar nuestra vida y emplearla por la causa del Reino de Dios”.

De este modo, el Papa reflexiona sobre el “éxodo” que es la vocación o, mejor aún, “nuestra respuesta a la vocación que Dios nos da”. Y así, indica que en la raíz de toda vocación cristiana se encuentra un movimiento fundamental de la experiencia de fe: “Creer quiere decir renunciar a uno mismo, salir de la comodidad y rigidez del propio yo para centrar nuestra vida en Jesucristo”, es decir, abandonar, como Abrahán, “la propia tierra poniéndose en camino con confianza, sabiendo que Dios indicará el camino hacia la tierra nueva”.

Y esta salida --especifica el Papa-- hay que entenderla como “quien emprende el camino siguiendo a Cristo encuentra vida en abundancia, poniéndose del todo a disposición de Dios y de su reino”. Al respescto, el Santo Padre recuerda que “la raíz profunda de todo esto es el amor”. En efecto, “la vocación cristiana es sobre todo una llamada de amor que atrae y que se refiere a algo más allá de uno mismo, descentra a la persona”.

La experiencia del éxodo “consiste en una actitud siempre renovada de conversión y transformación, en un estar siempre en camino, en un pasar de la muerte a la vida”, asegura el Papa en su mensaje. La vocación --prosigue-- es siempre una acción de Dios que nos hace salir de nuestra situación inicial, nos libra de toda forma de esclavitud, nos saca de la rutina y la indiferencia y nos proyecta hacia la alegría de la comunión con Dios y con los hermanos. Por tanto, el Santo Padre recuerda que responder a la llamada de Dios “es dejar que él nos haga salir de nuestra falsa estabilidad para ponernos en camino hacia Jesucristo, principio y fin de nuestra vida y de nuestra felicidad”.

Por otro lado, el Pontífice observa que esta dinámica del éxodo se refiere también a la acción misionera y evangelizadora de toda la Iglesia. La Iglesia es verdaderamente fiel a su Maestro en la medida en que es una Iglesia “en salida”, afirma el Papa en su mensaje.

La Iglesia que evangeliza --asegura-- sale al encuentro del hombre, anuncia la palabra liberadora del Evangelio, sana con la gracia de Dios las heridas del alma y del cuerpo, socorre a los pobres y necesitados.

Por otro lado, el Obispo de Roma reconoce que “escuchar y acoger la llamada del Señor no es una cuestión privada o intimista que pueda confundirse con la emoción del momento” sino “un compromiso concreto, real y total, que afecta a toda nuestra existencia y la pone al servicio de la construcción del Reino de Dios en la tierra”.

Finalmente, recuerda en su mensaje que la dinámica del éxodo, hacia Dios y hacia el hombre, “llena la vida de alegría y de sentido”. Y se lo dice especialmente a los más jóvenes, “a veces las incógnitas y las preocupaciones por el futuro y las incertidumbres que afectan a la vida de cada día amenazan con paralizar su entusiasmo, de frenar sus sueños, hasta el punto de pensar que no vale la pena comprometerse y que el Dios de la fe cristiana limita su libertad”. Por eso, les pide no tener miedo de “salir de vosotros mismos y a poneros en camino”. De este modo, concluye recordando lo hermoso que es “dejarse sorprender por la llamada de Dios, acoger su Palabra, encauzar los pasos de vuestra vida tras las huellas de Jesús, en la adoración al misterio divino y en la entrega generosa a los otros”. Zenit. 

 

Febrero de 2015  El sacerdote no es un payaso de la sociedad. Autor: Padre. Juan Álvaro Zapata Torres. El ministerio sacerdotal es un don y un tesoro libremente dado por Dios, quien llama a algunos hombres para ser ministros suyos en medio de la Iglesia y del mundo. Esta vocación no se consigue por mérito propio sino por pura misericordia de Dios, además, es una llamada para testimoniar lo recibido por medio de las palabras y las obras. En consecuencia, el sacerdote ha de ser un signo, un testigo del Señor Jesús en todo momento y con todas las personas.

Por lo tanto, al recibir un don no merecido y ser llamado para actuar en la persona de Cristo y conducir a muchos hacia la salvación que él ofrece, implica entonces, asumir la invitación con radicalidad y responsabilidad. Esto quiere decir, que el sacerdote es ante todo un pastor, el cual enseña la Palabra de Dios, santifica al pueblo a través de los sacramentos y rige al mismo con amor y compasión por medio de la caridad pastoral.

Hoy por hoy es evidente la súplica urgente que la gente hace de tener sacerdotes santos. Las personas de hoy son cada vez más sensibles a los testigos auténticos. No piden sacerdotes perfectos, pero sí que sean fidedignos, íntegros, que con todo su corazón, toda su mente y su voluntad traten de seguir a Jesucristo en su vida y en su misión.

A la luz de esta identidad sacerdotal no es admisible que un sacerdote desfigure esta llamada permitiendo que la sociedad de consumo lo convierta en títere de sus intereses económicos y termine siendo un payaso de la sociedad. Produce dolor y molestia cuando se evidencian sacerdotes que aceptan convertirse en pan y circo para el pueblo.

Puedo manifestar con claridad que no existen justificaciones para favorecer y hacerse partícipe de estas caricaturizaciones o burlas, quizás para quien hace parte de estas, considere que es una manera de acercarse a la gente o hacer amable la imagen del sacerdote, pero desde mis convicciones creo que el resultado que genera es todo lo contrario, suscita el ridículo y ofende el ministerio confiado. Incluso, considero que esto revela más intereses del orden personal que del orden comunitario. A propósito de esto, el Papa Francisco en días pasados, recordaba que el sacerdote no es llamado a ser un "showman", sino un pastor, donde el que brilla es Cristo y no la persona misma. Cuando surgen ministros que buscan aplausos, luces y reconocimientos constantes posiblemente están revelando inmadurez, pobreza espiritual y desconocimiento de la esencia del ministerio.

En la historia de la Iglesia conocemos miles de casos de sacerdotes cercanos, queridos y seguidos por muchos, gracias a su fidelidad, testimonio, humildad, dedicación a su ministerio y coherencia, y no por que ofrecieron su identidad al mejor postor y convirtieron su ministerio en una parodia.

Por ello, se requiere cada vez más, un mayor discernimiento en los seminarios para que los llamados al ministerio ordenado estén dispuestos a ser personas que buscan en primer lugar a Dios y no así mismos, a dedicarse a lo propio del ministerio, desgastándose por la gente y no por las cosas del mundo. A no buscar su riqueza sino el bienestar de la comunidad y a desear ardientemente la coherencia de palabra y de obra. En una sola expresión, que buscarán ser otros Cristos, para cuidar el don y el tesoro que se les confía.

En consecuencia, el ministerio sacerdotal es tan grande y santo, porque proviene, se fundamenta y culmina en Cristo, que no podemos asumirlo indiscriminadamente y vivirlo a nuestra medida y pareceres, sino desde los criterios del evangelio y las normas de la Iglesia, por eso, quienes somos ordenados lo hacemos desde la conciencia, la libertad y la fidelidad a lo confiado, asumiendo todo lo bueno y exigente de esta vocación desde el amor, la gratitud y el compromiso, para animar a otros en su respuesta particular como cristianos.  Comisión Episcopal de Ministerios Ordenados P. Juan Álvaro Zapata Torres.  Fuente:  Conferencia Episcopal de Colombia.    

Ciudad del Vaticano (VIS).- “El Seminario, momento para adentrarse en la fraternidad, la oración y la misión”. El pasado sábado por la noche, Francisco envió un mensaje a los 750 seminaristas franceses reunidos del 8 al 10 de noviembre en el santuario mariano de Lourdes, en el marco dela Asamblea Plenaria de otoño de la Conferencia Episcopal de Francia. El Papa les pide que recuerden las tres palabras claves en sus vidas como seminaristas: fraternidad, oración y misión.

''El ministerio sacerdotal no puede en ningún caso ser individual, y mucho menos individualista'' escribe el Papa sobre la fraternidad, instando a los seminaristas a dar testimonio juntos del amor con el cual reconocemos a los discípulos de Jesús. “Todo lo que aprendéis cobra vida en la plegaria'' dice, hablando de la oración y recuerda a los seminaristas cómo Jesús se retiraba en silencio y soledad para profundizar en el misterio del Padre. ''Dejad que vuestra oración sea una llamada al Espíritu porque es él quien construye la Iglesia, guía a los discípulos e infunde la caridad pastoral. En la base de vuestra formación -subraya- se encuentra la Palabra de Dios, que penetra, alimenta e ilumina''. Por eso les aconseja que dediquen diariamente largos momentos a la oración ya que "en ella se encuentra la presencia amorosa del Señor y es allí donde Él nos transforma''.

La misión, señala al final, ''es inseparable de la oración, porque os abre al Espíritu que guía en ella''. “Salid de vosotros mismos, al encuentro de los otros, sobre todo de las personas más alejadas'', exhorta el Pontífice, pidiendo a los futuros sacerdotes que confíen en María y se dejen guiar por aquella que ''acompañó a Jesús en su misión, que estuvo presente en Pentecostés cuando los discípulos recibieron al Espíritu Santo, y que acompañó los primeros pasos de la iglesia''.

OBJETIVO GENERAL   Plan del Seminario para el año 2015

1.     Formar integralmente pastores que sean auténticos discípulos misioneros de Jesucristo a ejemplo de la Santísima Virgen María, comprometidos con la Nueva Evangelización, para que, transformados por el Evangelio y la celebración del Misterio Pascual, y moldeados por la vida misma del Seminario, lleguen a ser constructores del Reino en el mundo de hoy.

112 AÑOS FORMANDO PASTORES SEGÚN EL CORAZÓN DE CRISTO

Algún tiempo estuvo oculto el origen de nuestra casa de formación, hasta cuando, en 1999, fue descubierto el decreto por el cual el Siervo de Dios, Monseñor Ismael Perdomo, fundaba en 1903 el Seminario Mayor y lo ponía bajo la protección de María Inmaculada.

Inicialmente el Seminario funcionaba en la Casa de Arcos, hoy día casa cural de la Catedral. En esta sede inicial hubo momentos memorables en la vida del Seminario, tales como el fallecimiento del Padre Jaime Villegas, Sacerdote Vicentino, autor de la gramática de latín que aún estudiamos; la anécdota del funeral del Padre Trullo y, por supuesto, la construcción e inauguración del edificio donde funciona actualmente, en el año 1944.

Desde entonces, en la tarea de  formación de Sacerdotes, se ha contado en varios períodos con el servicio, en la Dirección del Seminario, de los Padre de la Congregación de la Misión de San Vicente de Paúl. (Padres Vicentinos)

ESTUDIANTES EN EL AÑO  2015

Fechas importantes:

@  1901. Fundación del Seminario Menor San Joaquín.

@  1903. Decreto 10. Monseñor Ismael Perdomo funda el Seminario Mayor María Inmaculada (Documento refundido). Se inaugura la primera sede en la Casa de Arcos. Rector: Padre Manuel Suárez Saavedra.

@  1908. Primerperíodo de la presencia de los padres vicentinos.

@  1937. Cierre, durante un año, falta de Formadores. Los seminaristas deben ir a Tunja.

@  1938. Es reabierto el seminario y se pone a cargo de Formadores diocesanos.

@  1944. Traslado de la casa de formación a la sede actual.

@  1951. Nueva vinculación de los Padres Vicentinos al seminario.

@  1966. Se crea el Centro Litúrgico “Don Lambert Beauduin”, para promover la reforma litúrgica fruto del Concilio Vaticano II.

@  1970. Se destina nuestro seminario como Teologado para toda la Provincia Eclesiástica. Los estudiantes de filosofía deben ir a Popayán.

@  1973. Cierre del seminario de Popayán. El Filosofado se traslada a Garzón.

@  1976. Cierre del seminario de Ibagué por escasez de estudiantes, los pocos que quedan van a Bogotá.

@  1978. Reapertura del seminario para los estudiantes de teología.

@  1990. Reapertura del Filosofado en Ibagué.

@  1998. Una vez más vuelve a integrarse el grupo de Formadores con Padres Vicentinos y Diocesanos.

@  2003. Celebración solemne del centenario del Seminario Mayor María Inmaculada.

@  2004. Se abren las puertas para los seminaristas de la Diócesis de Líbano-Honda.

@  2012. Ordenación Episcopal del Rector del Seminario, Monseñor Orlando Roa Barbosa, nombrado auxiliar de Ibagué.

Durante estos 110 años, 289 egresados del seminario se han ordenado sacerdotes. En la actualidad se preparan 42 seminaristas, 30 para la Arquidiócesis de Ibagué, 11 para la Diócesis de Líbano-Honda y 1 para la Diócesis de Espinal.

Es importante anotar también que a lo largo de esta historia, 8 exalumnos del seminario han sido consagrados como Obispos, (uno de ellos como Cardenal): Monseñor Buenaventura Jáuregui (1951), Monseñor Hernando Rojas (1972), Monseñor José Agustín Valbuena (1977), Monseñor Fabián Marulanda (1986), Monseñor Rubén Salazar (1992, creado Cardenal en el 2012), Monseñor Hernán Alvarado, Monseñor Eulises González (2001), Monseñor Orlando Roa Barbosa (2012).

PERFIL DEL SEMINARISTA

Quien quiera ser sacerdote debe ser sobre todo «hombre de Dios», como lo describe San Pablo (1 Tm 6,11)” CS 1.

2.     El aspirante al sacerdocio reconoce que, por ser bautizado, está llamado a la santidad (Cf. Lv 11,44-45; DA: Discurso Inaugural), a configurar su vida con Cristo, para transparentarlo ante el mundo. Por lo mismo, sabe que debe marchar en un proceso que le ayude a adquirir progresivamente los rasgos que identifican al verdadero discípulo misionero de Jesús. Los principales de tales rasgos son:

3.     Una vida espiritual intensa, que se cimienta en el encuentro personal con Jesucristo, que se alimenta y se expresa en la vivencia de los Sacramentos, especialmente la Eucaristía y la Reconciliación, en una asidua oración personal y comunitaria, en un amor tierno y ferviente a la Santísima Virgen María, en una asimilación progresiva de la sagrada liturgia.

4.     Un profundo sentido de pertenencia a la Iglesia universal y particular, que se proyecta en el respeto y la adhesión filial a los legítimos pastores y en la fidelidad irrestricta al Magisterio.

5. Un hondo sentido de comunión y caridad, proyectado en la vida fraterna, en la capacidad de aceptación y de perdón, en la actitud permanente de servicio desinteresado, en la apertura al otro, en la disponibilidad para la corrección fraterna.

6.     Hondo y sincero deseo de conocer y amar a su Señor, para llevarlo y anunciarlo al mundo, haciendo realidad el amor y el servicio entre los más necesitados; y por eso, una entrega sin tasa ni mezquindad en el apostolado

7.     Madurez afectiva y estabilidad sicológica, que permitan relaciones interpersonales equilibradas y maduras, que ayuden a asumir con serenidad y lucidez la propia sexualidad, y preparen para tomar con alegría, como una opción de amor, el celibato por el Reino de los Cielos, y que, junto a la sana relación con la propia familia, se conviertan en el espacio en que se sitúan las renuncias gozosas que supone el seguimiento de Cristo.

8.     Capacidad de pensamiento y análisis crítico, analítico, investigativo, que permita discernir y filtrar con claridad ideologías y doctrinas, capacite para asimilar en profundidad la sana filosofía y las enseñanzas dogmáticas, y capacite para de entrar en diálogo con el hombre de hoy. (Cf. 1 Pe 3,15)

9.     Una clara consciencia de la necesidad de la formación permanente; amor al estudio de la teología y de todas las ciencias eclesiásticas, y deseo de permanente actualización. “Sin la Iglesia que cree, la teología deja de ser ella misma y se convierte en un conjunto de disciplinas diversas, sin unidad interior”. CS 5

10. Capacidad de abrazar con alegría las exigencias de la ascesis cristiana, de una vida pobre y obediente, de una disciplina exigente, como camino de superación y crecimiento personal.

11. Un sano y claro humanismo, manifestado en virtudes tales como la prudencia, la lealtad, el respeto a la verdad, la fidelidad a la palabra empeñada, la sinceridad, el amor a la justicia, la gratitud, el amor y respeto a la naturaleza como obra de Dios, los buenos modales, el amor patrio y el sentido cívico, el aprecio por las auténticas manifestaciones de la cultura, la rectitud y el rechazo sin vacilaciones de todo lo que sea deshonesto.

Marco Doctrinal

Subió al monte y llamó a los que Él quiso; y vinieron a Él, e instituyó a doce para que estuvieran con Él, y para enviarlos a predicar…” (Mc 3,13-14).

12. Para el Seminario Mayor de Ibagué la escuela del Señor es un estilo de vida que refleja su ser y su quehacer; en efecto, el seminarista, luego de escuchar el llamado, inicia su formación, es decir, comienza a caminar detrás del Maestro, se sienta a sus pies a escuchar la Palabra, y toda su vida se realiza en profunda intimidad con su Señor, Maestro y Pastor, con el fin de llegar a ser verdadero pastor de las almas (OT 4; PDV 9-10). El seminarista, como auténtico discípulo “es alguien apasionado por Cristo, a quien reconoce como el maestro que lo conduce y lo acompaña” (DA 277).

13. El Seminario es entonces un espacio privilegiado, una escuela y casa para la formación de discípulos y misioneros. El tiempo de la primera formación es una etapa durante la cual los futuros presbíteros comparten la vida a ejemplo de la comunidad apostólica en torno a Cristo Resucitado: oran juntos, celebran una misma liturgia que culmina en la Eucaristía, a partir de la Palabra de Dios reciben las enseñanzas que van iluminando su mente y moldeando su corazón para el ejercicio de la caridad fraterna y de la justicia, prestan servicios pastorales periódicamente a diversas comunidades, preparándose así para vivir una sólida espiritualidad de comunión con Cristo Pastor y docilidad a la acción del Espíritu, convirtiéndose en signo personal y atractivo de Cristo en el mundo, según el camino de santidad propio del ministerio sacerdotal (DA 316). “Aunque no se puede olvidar que la eficacia sustancial del ministerio no depende de la santidad del Ministro, tampoco se puede dejar de lado la extraordinaria fecundidad que se deriva de la confluencia de la santidad objetiva del ministerio con la subjetiva del ministro.” (Carta del Sumo Pontífice Benedicto XVI para convocación del Año Sacerdotal, p. 10-11).

14. El seminarista se forma en cinco aspectos fundamentales que integran su vida y le hacen discípulo misionero de Cristo en la escuela de María:

a.        El Encuentro con Jesucristo. Vivencia plena del kerigma recibido.

b.        La Conversión. Respuesta sincera de quien ha escuchado la voz del Señor.

c.         El Discipulado. Maduración constante en el conocimiento, amor y seguimiento de Jesús Maestro.

d.        La Comunión. Participación del discípulo en la vida de la Iglesia y en el encuentro con los hermanos.

e.         La Misión. Necesidad de compartir con otros la alegría de ser enviado al mundo a anunciar a Jesucristo, muerto y resucitado, a hacer realidad el amor y el servicio en la persona de los más necesitados. (DA 278)

15. El futuro presbítero debe ir asumiendo el papel de ministro que se alimenta de los sacramentos, que hace crecer la Gracia santificante, ya que se ofrecen “como fuerzas que brotan del cuerpo de Cristo siempre vivo y vivificante y como acciones del Espíritu Santo que actúa en su cuerpo que es la Iglesia” (CCE 1116), para ir configurando su vida con Cristo Sumo Sacerdote, que se hace Pan de Vida en la mesa del Sacrificio Eucarístico. “El sacerdote debe ser hombre de oración, maduro en su elección de vida por Dios, hacer uso de los medios de perseverancia, como el Sacramento de la Confesión, la devoción a la Santísima Virgen, la mortificación y la entrega apasionada a su misión pastoral” (DA 195).

16. “En particular, el presbítero es invitado a valorar, como un don de Dios, el celibato, que le posibilita una especial configuración con el estilo de vida del propio Cristo y lo hace signo de su caridad pastoral en la entrega a Dios y a los hombres con corazón pleno e indiviso” (DA 196).

17. “El amor al prójimo enraizado en el amor a Dios es, ante todo, una tarea para cada fiel, pero lo es también para toda la comunidad eclesial, y esto en todas sus dimensiones… la Iglesia en cuanto comunidad ha de poner en práctica el amor” (DCE 20). De ahí, se hace necesario que nuestra comunidad tenga un encuentro personal con Jesucristo en el hermano y por tanto se viva la espiritualidad de comunión, se practique la corrección fraterna, la reconciliación y la motivación vocacional.

18. “Evangelizar constituye, en efecto, la dicha y la vocación propia de la Iglesia, su identidad más profunda. Ella existe para evangelizar, es decir, para predicar y enseñar, ser canal del don de la Gracia, reconciliar a los pecadores con Dios, perpetuar el sacrificio de Cristo en la Santa Misa, memorial de su muerte y resurrección gloriosa” (EN 14). “El presbítero, a imagen del Buen Pastor, está llamado a ser hombre de la misericordia y la compasión, cercano a su pueblo y servidor de todos, particularmente de los que sufren grandes necesidades” (DA 198). Por este motivo, el Seminario, casa de formación de pastores para la nueva evangelización, debe proporcionar los medios necesarios para que los futuros sacerdotes logren encarnar la Palabra de Dios en las realidades que vive el hombre de hoy (NB 9), teniendo en cuenta el aprovechamiento de los recursos tecnológicos que brindan múltiples herramientas, de tal manera que la Buena Nueva llegue a todos los hombres con nuevos métodos, nuevo lenguaje y nuevo ardor (PAP 2002-2009).

19. Para responder a estos retos con prontitud, es necesario “capacitar a los candidatos para su ministerio por medio del desarrollo de un pensamiento crítico-analítico y sistemático, de modo que adquiriendo sentido de la historia puedan dar razón de su fe” (PDV 51; OT 16); por lo mismo es imprescindible que la formación intelectual sea profunda, integral, interdisciplinaria y para la investigación. Se evite por lo mismo el demasiado activismo, la poca reflexión y una instrucción al margen de la realidad (NB 240).

20. María, la Virgen Inmaculada, es aquella en quien los seminaristas tienen su prototipo de santidad y seguimiento al Señor; a su bondad maternal, así como a su pureza virginal, se dirigen, en sus necesidades y esperanzas, en sus alegrías y sus contratiempos, en su soledad y en su convivencia, y siempre experimentan el don de su bondad y el amor inagotable que derrama lo más profundo de su corazón (DCE 42).

Realidad mundial

21. El fenómeno de la “globalización” ha hecho desaparecer las distancias en todos los terrenos, hace que los avances tecnológicos y también las ideas y noticias lleguen hasta todos los rincones de manera inmediata, y favorece la solidaridad en las reacciones frente a los acontecimientos, favorables o desfavorables.

22. El influjo de los medios masivos de comunicación es cada vez mayor; ellos moldean la forma de pensar y de actuar de las personas. Ellos pueden ser,   y son en algunos casos, instrumentos de formación, de divulgación de valores, de educación, de sana diversión. Pero, por desgracia, manipulados por intereses  de orden económico, político y muchas veces ideológico, se vuelven destructores de los auténticos valores éticos, religiosos, sociales, y socaban los verdaderos fundamentos de la comunidad humana.

23. El llamado “problema ecológico”, que abarca todos los aspectos del deterioro de la naturaleza, es consecuencia de la irresponsabilidad e inconsciencia del hombre, —de los individuos y de las sociedades— en el uso y la explotación de los recursos. Algo positivo, en este terreno, es que la comunidad humana va tomando paulatinamente consciencia de esa realidad y comienza a preocuparse por el cuidado de la naturaleza.

24. En la realidad macroeconómica, las grandes potencias y   capitales manejan las cosas de modo que es cada vez más grande la brecha entre países y regiones ricas y pobres. Hay un auténtico colonialismo en la explotación de los recursos naturales.

25. El relativismo ético-filosófico, que sacrifica y considera “negociables” los valores, abre paso a una “cultura” de la muerte, a la admisión, como cosa normal, de aberraciones en materia sexual, de atentados contra la dignidad inviolable de todo  ser humano, de institucionalización de actitudes individuales y sociales contrarias a la moral y al auténtico humanismo. Y por desgracia ese proceso deletéreo se ve orientado   e impulsado frecuentemente desde los estrados altos de la jurisprudencia y desde los órganos legislativos de las naciones.

26. Persisten, dolorosamente, interminables conflictos bélicos en muchas partes del mundo, y surgen peligros de enfrentamiento armado con raíces políticas, económicas y hasta religiosas. Paralelamente, la fabricación y el comercio de armas de todo tipo y calibre se constituyen en un mercado diabólico y peligroso.

27. Sobreviven, en algunas regiones del mundo, y surgen en otras, regímenes dictatoriales bajo los cuales se desconocen y pisotean los derechos del individuo y de las instituciones.

28. Es real el fenómeno del surgimiento de las llamadas “subculturas”, que, especialmente entre la juventud, da origen a grupos, a tribus urbanas (Emo, Punk, etc.), que moldean, generalmente con rasgos muy negativos, la manera de pensar y de actuar de muchos.

29. El movimiento feminista, si bien se presta a exageraciones y a pretensiones desmesuradas en materia de reclamo de igualdad de géneros, ha abierto espacios de participación a la mujer y ha logrado la reivindicación de sus derechos, hasta ahora desconocidos por una sociedad con características machistas.

30. Afecta en muchas formas a la sociedad el problema de las drogas, en sus dos dimensiones: por un lado el cultivo, fabricación y mercado de estupefacientes, (narcotráfico), y por otro la adicción esclavizante a dichas substancias (drogadicción), que destruye física, sicológica, social  y espiritualmente a muchos.

Realidad Colombiana

31. Colombia es privilegiada por su ubicación geográfica, biodiversidad, fertilidad de la tierra, riqueza cultural, calidad humana, entre otras razones que la hacen competitiva a nivel mundial y que le han permitido obtener logros significativos en los diversos campos del actuar humano; profesionales, deportistas y artistas nacionales se proyectan con éxito en el extranjero.

32. Una gran preocupación al iniciar el nuevo año es la profunda crisis generada por el cambio climático global acelerado que trae consecuencias tales como, olas de calor extremo o inviernos devastadores como el que se vivió a finales del 2010 dejando una gran cantidad de damnificados, epidemias, alza en los precios de los alimentos, vías destrozadas y pueblos en ruinas.

33. El nuevo gobierno nacional ha traído como consecuencia positiva el mejoramiento de las relaciones diplomáticas con los países vecinos, el acompañamiento a los damnificados por el invierno y el apoyo a la educación. Sin embargo, se siguen presentando brotes de violencia e inseguridad en algunas regiones.

34. Pese a todo lo anterior, nuestro país sigue trabajando para alcanzar la paz tan anhelada, además se adelantan proyectos que buscan mejorar y recuperar la malla vial, mejorar la prestación de servicios públicos, el sistema general de salud y la promoción del sector agrario, industrial y minero.

35. En el campo de las comunicaciones se ha notado un gran progreso con el acceso a la televisión digital terrestre, la internet 2.0, el mejoramiento de la red celular, además de la investigación universitaria en nanotecnología.

36. A pesar de los avances, nuestro país sufre la enfermedad de la corrupción a nivel general, que se constituye en una realidad moral crítica que pone en riesgo la viabilidad del país.

37.Colombia se prepara para la elección de nuevos alcaldes en quienes estará puesta la responsabilidad de gobernar los municipios con honestidad y  cumplimiento.

38. La Iglesia, en la lucha contra la violencia, goza de credibilidad y liderazgo y no duda en cumplir su misión profética; por eso participa de manera activa en los procesos de diálogo que se adelantan, aportando iniciativas que reduzcan la violación de la dignidad humana y promuevan la defensa de la vida; así mismo denuncia las diferentes formas de relativismo moral, aún en aquellas situaciones en que se convierte en blanco de críticas, violencia y rechazo de quienes no aceptan los principios cristianos; también ha optado por métodos de nueva evangelización con la esperanza de fortalecer la fe en los bautizados y llevar la Palabra a quienes no la conocen.

Realidad Departamental

39. El departamento del Tolima posee variedad de pisos térmicos, por lo mismo, diversidad de climas y terrenos, que favorecen la producción de materias primas, riquezas en minerales como piedra caliza, petróleo y oro; pero  causa  preocupación la desmesurada e incontrolable explotación minera, teniendo en cuenta la sequía de cuencas hidrográficas, el deshielo de los nevados ubicados  geográficamente en el departamento. Agregando también la inminente amenaza del volcán cerro Machín.

40. La población de este departamento, 1,179,028 habitantes, se caracteriza por su alegría y espontaneidad, expresada en los festivales folclóricos reconocidos a nivel nacional como patrimonio cultural de la nación, en los             que la gastronomía juega un papel relevante, y también por la actitud emprendedora frente a las realidades adversas, heredada de los antepasados pijaos.

41. La inversión extranjera y nacional en las obras publicas del departamento, se ha visto reflejada, entre otras obras, en el  proyecto del puerto seco ubicado en la vía Bogotá- Ibagué que será el centro de almacenamiento y distribución de mercancías de país; la construcción de nuevas hidroeléctricas y la reconstrucción de las mayas viales, aunque algunas vías secundarias están muy descuidadas. En lo que respecta a la capital, ha crecido comercialmente mediante la construcción de nuevos hipermercados y proyectos de vivienda entre otros; también se ha enriquecido la parte estética de la ciudad en cuanto a las vías, parques y otros sitios turísticos.

42.El departamento del Tolima se enorgullece en  seguir manteniendo a su  capital como la ciudad musical de Colombia, hecho posible por el trabajo de las diversas instituciones musicales; además cuenta con la presencia de distintas universidades, lo cual  permite  convenios con la mayoría  de los colegios para que los estudiantes tengan más posibilidades de estudio profesional.

43. En cuanto a la seguridad, se ha reforzado el pie de fuerza con la creación de nuevas estaciones militares; han disminuido los actos de delincuencia pero aún se percibe la degradación moral, ya que se presentan muchas situaciones como la prostitución,  la desintegración familiar, drogadicción, especialmente en la juventud, politiquería, desplazamiento de indígenas y abandono del campo, pobreza que aumenta cada día.

44. Cabe resaltar que el departamento del Tolima sufre las consecuencias del cambio climático y especialmente por la ola invernal que viene afectando  parte de nuestras comunidades, alterado la economía, y  el normal desarrollo.    

Realidad Eclesial

  1. En la V Conferencia de Aparecida, nuestros Obispos latinoamericanos y del Caribe, preocupados por la Evangelización de nuestros pueblos han propuesto la realización de la gran “Misión Continental”; como fruto de esto, la Arquidiócesis de Ibagué, la Diócesis de Líbano-Honda y la Diócesis de Espinal se encuentran en misión permanente.
  2. En virtud de lo anterior se pretende fortalecer los movimientos apostólicos ya existentes: promoción infantil, juvenil y vocacional, escuela de Lectores y de coordinadores del SINE, formación de catequistas, participación de los Sacerdotes en los medios de comunicación social, cursos bíblicos, encuestas de parejas casadas y en estado irregular; éstos y otros, son ejemplos de grupos y de acciones que responden a esta iniciativa pastoral misionera.
  3. Actualmente en la Arquidiócesis de Ibagué existen 57 Parroquias, 5 Cuasi-parroquias, 5 Centros de atención pastoral y 2 Santuarios, tanto en la ciudad como en el campo, asistidas pastoralmente por 93 Sacerdotes, 17 Diáconos permanentes y 37 comunidades religiosas masculinas y femeninas.
  4. En la Diócesis de Líbano-Honda existen 30 parroquias, 3 santuarios, 5 Vicarías foráneas; todas estas asistidas pastoralmente por 39 Sacerdotes, 11 comunidades religiosas femeninas y 1 comunidad religiosa masculina.
  5. El Papa Benedicto XVI ha distinguido al clero dela Diócesis de Espinal nombrando como Obispo de Quibdó al Padre Juan Carlos Barreto Barreto, quien se desempeñaba como Rector del Seminario de la Providencia de esa misma Diócesis. Esta Iglesia particular cuenta con un total de 56 parroquias, 5 centros de atención pastoral y 2 Santuarios, atendidos por 93 Sacerdotes incardinados. A los anterior se suman 11 presbíteros que no están actualmente trabajando en la Diócesis, para un total de 104. La presencia religiosa está conformada por 1 comunidad masculina y 12 comunidades femeninas.
  6. Por ser miembros del Cuerpo Místico de Cristo, que es la Iglesia, nos alegramos por las diferentes actividades que se realizan en el transcurso del año y nos unimos en oración pidiendo al Señor que derrame abundantes bendiciones sobre las actividades futuras; entre las que encontramos: promover el Año de la Fe, y intensificar  la promoción vocacional, sacerdotal y religiosa, el Congreso Nacional del Rosario de San José los días 1, 2 y 3 de marzo. Enla Diócesis de Líbano-Honda el fortalecimiento de los grupos y movimientos apostólicos, la Misa  de ordenaciones el 16 de marzo y la Misa crismal el 23 de marzo.
  7. El santo padre Benedicto XVI, con motivo de la celebración de los 50 años de la inauguración del Concilio Vaticano II y de los 20 años de la publicación del Catecismo de la Iglesia Católica, ha convocado a un año de la Fe, que inició el 11 de octubre de 2012 y culminará en la fiesta de Cristo Rey el 24 de noviembre del presente año, acontecimiento de gran esperanza para fortalecer la vida espiritual de la Iglesia universal y que nos compromete a un arduo trabajo pastoral en nuestras Diócesis.
  8. La Iglesia colombiana ha recibido con gran alegría la noticia de parte del Santo Padre de incorporar al Colegio Cardenalicio a Monseñor Rubén Salazar, Arzobispo de Bogotá y Primado de Colombia. También recibimos con gozo su designación como miembro del Consejo Pontificio de la Justicia y la Paz, y la Pontificia Comisión para América Latina.
  9. La Iglesia Católica en el mundo entero fue sorprendida el 11 de febrero con la noticia de Su Santidad Benedicto XVI sobre su renuncia al Pontificado, que se hace efectiva el 28 de febrero, debida a que sus fuerzas físicas, según expresó, le impedían ejercer adecuadamente el Ministerio Petrino.

Realidad del Seminario

  1. El seminario Mayor María Inmaculada de Ibagué fundado por el siervo de Dios Monseñor Ismael Perdomo Borrero en el año 1903, se encuentra ubicado en pleno centro de la ciudad de Ibagué.  En él, dada la procedencia de alumnos y formadores, se encuentran y mezclan diversas mentalidades y culturas,  que enriquecen la formación integral de los  presbíteros, que conformarán en un futuro el corazón de las tres diócesis hermanas: la Arquidiócesis de Ibagué, la Diócesis del Líbano-Honda y la Diócesis de Espinal.
  2. El Seminario Mayor de Ibagué, cuenta en este momento con 50 seminaristas, de los cuales 36 pertenecen a la Arquidiócesis de Ibagué, 14 a la Diócesis del Líbano-Honda distribuidos así: 32 que adelantan estudios en el Seminario de Ibagué (32 filósofos y 18 teólogos)
  3. Para alcanzar los fines formativos del seminario, se cuenta con un selecto cuerpo de formadores (3 sacerdotes Diocesanos y 3 sacerdotes comunidad Vicentina, dedicados de tiempo completo a la formación), más un grupo de formadores externos; estos dos grupos, de excelente preparación, se fusionan para brindar un completo proceso de formación; además contamos con la colaboración generosa de las Hermanas Dominicas Hijas de Nuestra Señora de Nazaret, quienes abnegadamente prestan sus servicios en el economato; con este grupo humano de gran calidad se ofrece a los futuros pastores el más alto nivel de formación para responder a los retos y a las exigencias propias de su vocación.
  4. Para una mayor estrategia pedagógica de formación, nuestra comunidad de seminario se encuentra  distribuida en las siguientes dimensiones: comunitaria, pastoral, intelectual, espiritual y ecológica, esta ultima conformada por el grupo de Propedéutico. Las así llamadas Dimensiones encierran los diferentes aspectos de la vida interna del seminario.

Seminaristas año 2015

 

PROPEDÉUTICO

Nombre y Apellido

1

Andrés Eduardo Ayala Medina (Líb)

2

Cristian Camilo Bogotá Mendoza

3

Hernán Darío García Mendieta (Líb)

4

Daniel Felipe Gaviria Betancourth

5

Nelson Fernando Gómez Bonilla

6

Luis Alejandro Gómez

7

Féber Esnéider Henao

8

Andrés Felipe Hoyos Urueña (Líb)

9

Ánderson Leonel Páramo

10

Javier Lozano Arturo (Líb)

11

Edwin Fernando Martínez

12

José Dídier Ochoa Pabón

13

Juan Felipe Páez

14

Juan Esteban Rivera Ocampo

15

Jhon Néstor Rodríguez

16

José Carlos Zuluaga Roncancio (Líb)

 

II FILOSOFÍA

Nombre y Apellido

1

Andrés Felipe  Álvarez Gonzáles

2

Juan Gilberto Castrillón Arias (Líb)

3

Manuel Santiago Castro Palma

4

Miguel  Ángel Castro Sarmiento

5

Néider Julián Chilito B

6

Jhon Jairo Cubillos Orozco (Líb)

7

Diego Fernando  Cúellar Bermúdez (Líb)

8

José Manuel Gómez Donoso

9

Erik Ricardo Martínez Marín

10

Diego Andrés  Ramírez

11

Sergio Andrés Silva (Líb)

12

Oscar Orlando Tovar G

 

 

 

 

 

 

 

 

III FILOSOFÍA

Nombre y Apellido

1

Julio César Balcero Hernández (Líb)

2

Edgar Germán Leal Useche

3

Jhon Mario Mogollón Cartagena

4

Jarvy Enrique Torres Granada

 

 

 

 

I TEOLOGÍA

Nombre y Apellido

1

Leonardo Cardona Arbeláez (Líb)

2

Héiner Fabián Jiménez

3

Alexánder Aldana Montenegro (Líb)

4

Jhon Alexánder Usme

 

 

 

 

 

II TEOLOGÍA

Nombre y Apellido

1

Daniel Felipe Carvajal

2

Franklin García Urueña

3

Luis Eduardo Sosa Álvarez

4

Freidy Eduardo Vanegas Ocampo

 

 

 

 

 

III TEOLOGÍA

Nombre y Apellido

1

Cristian Camilo Cárdenas Aguirre

2

Iván Camilo Delgado Delgado 

3

Ramiro Peña Usme

4

Hébert Jhessid Ramírez  (Líb)

 

 

 

 

 

IV TEOLOGÍA

Nombre y Apellido

1

Mario Alexánder Bañol Perdomo

2

Álvaro Fabián Barreto Bonilla

3

Milton Duván Flórez Lozano

4

Andrés Felipe Irúa Meneses (Líb)

5

Gabriel Rodríguez Ortiz

6

John Geiber Sánchez Barragán

 

 

 

 

 

HORARIO DIARIO SEMINARIO MAYOR DE IBAGUÉ

lunes a viernes

sábado

domingo

  5:15am                Levantada

  5:45am                Oración

  6:30am                Eucaristía

  7:15am                Desayuno

  7:45am                Clases

10:25am                Descanso

10:40am                Clases

12:25pm               Fin de clases

12:30pm               Almuerzo

12:50pm               Aseo de casa

  1:30pm                Deporte

  2:30pm                Aseo personal

  3:00pm                Estudio

  4:00pm                Merienda

  4:15pm                Estudio

  6:00pm                Oración

  6:30pm                Comida

  7:00pm                Descanso

  7:30pm                Estudio

10:00pm               Silencio

  6:00am                Levantada

  6:30am                Oración

  7:15am                Desayuno

  7:30am                Salida a
                apostolado

  8:45pm                Regreso al
                Seminario

  9:00pm                Completas

10:00pm               Silencio

  7:00am                Levantada

  7:30am                Eucaristía

  8:30am                Desayuno

  8:45am                Salida libre

  7:00pm                Regreso al
                Seminario

  7:30pm                Vísperas
                Solemnes

10:00pm               Silencio

 

ÁREAS DE FORMACIÓN EN EL SEMINARIO MAYOR

DIMENSIÓN PASTORAL

Manual de Convivencia

Actos comunitarios

Todos los actos comunitarios son obligatorios, deben hacerse con convicción y exigen evitar cualquier otro compromiso.

salidas

El día miércoles hay salida a partir de la 1:30 PM, no obligatoria. La hora de llegada es a las 5:45 PM para prepararse al rezo de las Vísperas. El sábado, día de apostolado, los seminaristas deben estar en el Seminario a las 9:00 PM para el rezo de Completas. En el día domingo sólo se saldrá después del rezo de Laudes. No está permitido ir fuera de la ciudad sin el permiso expreso del Padre Rector. El regreso será a las 7:00 PM para prepararse al rezo de las Vísperas Solemnes, a las  7:30 PM-

Para ausentarse de las clases se requiere el permiso expreso del Padre Rector y del profesor de la materia. La aprobación para salir del Seminario en un día no autorizado se pedirá al Padre Rector. El curso Propedéutico deberá solicitar este permiso al Padre Director de Grupo.

Visitas

Éstas se pueden recibir el miércoles de 1:30 a 5:45 PM; fuera de este día, se debe pedir permiso, dando prelación a las visitas de familiares provenientes de fuera de Ibagué. Las visitas se deben recibir en la sala de visitas, adecuada para este fin. El acceso de los familiares a los cuartos no está permitido, incluidos padres de familia y hermanos, excepto cuando el Padre Rector conceda especial permiso.

Actos académicos

El promedio ponderado debe estar por encima de:

ª  Propedéutico     3.4

ª  Filosofía              3.6

ª  Teología              3.8

Todas las materias tendrán un trabajo escrito; éste debe cumplir con las normas establecidas. El examen final tiene un valor del 40%, el parcial 30% y el trabajo escrito 30%.

El seminarista que deba habilitar, con promedio de al menos 2.00, lo hará al inicio del semestre y deberá cancelar la cuota establecida. Con tres materias perdidas se perderá el semestre. El estudiante que pierda tres materias de filosofía, deberá hacer un semestre especial, para aprobar el semestre perdido; igualmente para la teología.

Todo fraude en examen, trabajo u otra actividad trae como consecuencia la expulsión del Seminario.

Teléfono

Las llamadas telefónicas sólo se atenderán en los siguientes horarios: todos los días de 3 a 5 PM y de 7 a 9 PM y, luego de esta hora no se harán ni se recibirán llamadas.

Durante la oración, las clases o las reuniones comunitarias, sólo se atenderán llamadas urgentes.

Se reglamenta el uso del teléfono celular en el Seminario según las siguientes indicaciones:

No se debe llevar a la capilla ni al comedor ni al salón de clases o de reuniones.

No se puede comerciar vendiendo minutos a los compañeros.

Se debe apagar el celular a las 10 de la noche.

Durante el tiempo de estudio no se debe utilizar el celular, el momento adecuado son las horas de descanso.

Durante el horario de clases está terminantemente prohibido el uso del celular.

Debe utilizarse el celular con responsabilidad y medida; tener en cuenta que es un medio de comunicación, no un medio para hacer visitas, ni debe convertirse  en elemento de adicción, o interferencia para la vida comunitaria.

silencio

Para favorecer el silencio y el espíritu de oración y estudio se evitará hablar en voz alta en los distintos pasillos y en las habitaciones. Con el mismo propósito se evitará usar radios y grabadoras con alto volumen.

Se guardará especial silencio en la capilla, el oratorio, la sala de sistemas, de TV y la biblioteca.

Del mismo modo, en todos los momentos señalados para la oración y el estudio

En las habitaciones no se tocarán instrumentos musicales, se han de interpretar en un lugar adecuado o en un salón de clase en hora de descanso.

La campana se tocará: a las 7:45 AM para iniciar clases; a las 10:40 AM para reanudar clases; a las 8:00 PM para continuar el estudio personal y a las 10 PM para el Gran Silencio, a partir de este momento cada uno debe estar en su habitación.

presentación personal

El uniforme debe portarse adecuadamente. Dentro o fuera del seminario la presentación personal debe ser sencilla, pero pulcra.

tienda comunitaria

Se atenderá en las noches de 9:30 a 9:50 PM; cerrada la misma, se regresará a las habitaciones en silencio.

sala de televisión

De lunes a viernes se podrá ver televisión en el descanso de la noche de 7 a 7:30 PM; los sábados, después de la comida hasta las 10:30 PM; el domingo hasta las 7:25 PM. Cuando se hace uso de la sala, las puertas deben permanecer abiertas.

equipos audiovisuales

Para el uso de los equipos audiovisuales del seminario, se hablará con el Padre Asesor de la Dimensión Intelectual y deberán usarse bajo la supervisión del encargado directo.

biblioteca

Se observará estrictamente el reglamento de la biblioteca.

Los libros, computadores, revistas y periódicos deben cuidarse de la mejor manera, ya que son para el uso de la comunidad.

Los libros que se han solicitado en préstamo, deben regresarse en el momento indicado.

Dado el caso de pérdida o daños de un libro, el implicado asumirá la responsabilidad del acto.

Se prohíbe la entrada a la bodega de la biblioteca.

No se deben sacar los libros de la biblioteca, mucho menos los que se encuentran en la sala de lectura.

habitaciones

Conservarán el mobiliario con el que fueron dotadas al inicio del año; para cualquier cambio de habitación o de mobiliario se hablará con el Padre Rector.

Se mantendrán en orden y se decorarán con sobriedad, evitando el uso de puntillas y adhesivos.

Las habitaciones no serán lugares de tertulia, de comida o chacota. En caso de realizar trabajos en grupo, sólo se harán en las horas de estudio.

cocina

Sólo se podrá ingresar a la cocina con el permiso de las hermanas. Los sábados y domingos, días de apostolado, no se saldrá ni entrará por el economato.

Durante el tiempo de trabajo de las empleadas, los seminaristas deben evitar las visitas en el comedor y en la cocina.

No se sacarán utensilios del comedor o la cocina.

El fin de semana deberán anotarse quienes vayan a recibir la alimentación en el seminario.

cuidado de la casa

El cuidado del Seminario y los distintos elementos que hay en él para nuestro uso son responsabilidad de todos.

El aseo se realizará de 12:50 a 1:15 PM.

Los implementos de aseo se recogerán y posteriormente se llevarán a la cúpula, terminados los aseos.

anexos

Constituyen causa de expulsión inmediata del Seminario, las faltas graves y comprobadas contra la moral (homosexualismo, escándalo grave, abuso sexual, pornografía, alcoholismo, drogadicción); así como la desobediencia formal y reiterada, el robo, la indelicadeza en el manejo de dineros que se tienen en depósito o se administran, una falta grave de respeto a la autoridad, el sostener ideas contrarias a la recta doctrina.

MANUAL DE FUNCIONES 

Excelentísimo Monseñor, Orlando Roa Barbosa

Responde con su equipo por la planeación del Seminario y la evaluación de los resultados obtenidos, anima y coordina el trabajo de los formadores, delega funciones y vela por la buena marcha del Seminario.

Le compete la representación y dirección general del Seminario y la autoridad de decisión última dentro del equipo de formadores.

No ejerce el ministerio de la Confesión, ni el de la Dirección Espiritual con los estudiantes del Seminario.

Le compete presentar ante el Obispo a los candidatos a órdenes y ministerios.

Director espiritual: Pbro. Eduardo Arboleda Valencia.  cm.

Acompaña con actitudes de caridad pastoral a los candidatos que se confían a su orientación.

Deberá inspirarse y contar con los criterios de la Iglesia y con la fraternal colaboración del Rector.

Coordinador de pastoral: pbro. JAIME FRANCO ARCILA (Diócesis Líbano Honda)

Sus funciones son las de programar, implementar y evaluar con los seminaristas, las prácticas pastorales.

También le compete la distribución de los seminaristas para el apostolado y otros eventos pastorales de carácter especial.

director de estudios: Pbro. Héctor Giovanni Sandoval Moreno

Su responsabilidad está en estrecha relación con la rectoría.

Tiene por objeto organizar y evaluar con todos los profesores el cumplimiento de las actividades académicas de acuerdo con las normas para la formación sacerdotal y el reglamento del Seminario.

profesores

El profesor del Seminario realiza un verdadero apostolado, pues colabora en la obra eclesial de la formación de pastores.

Su función forma parte de la evangelización desde su área específica, filosófica, humana o teológica.

decano

Vela por el cumplimiento de la programación. Es el puente entre el Padre Rector y la comunidad.

Orienta, en compañía del Padre Rector la reunión comunitaria.

Lidera los acontecimientos importantes de la vida del Seminario.

Recoge las inquietudes de la comunidad.

bedel

Mantiene en orden el salón de clases y con todos los elementos necesarios

Recuerda los trabajos dejados por los profesores; además avisa a éstos últimos y a los estudiantes las fechas de los parciales y exámenes.

Mantiene el tablero dispuesto para las clases y avisa el momento en que culmina la clase.

encargado de la sala de cómputo

Procura que se dé el mantenimiento y un uso adecuado a los equipos, vela para que la sala permanezca aseada y está atento al manejo de las llaves del lugar.

La sala de cómputo presta sus servicios de 3 a 5:45 PM y de 7:30 a 9:45 PM.

encargado de la sala de instrumentos musicales

Mantiene en buen estado los instrumentos y los facilita cuando sea necesario; responde por la ubicación, el número y el mantenimiento de los mismos.

No prestará ningún instrumento sin el consentimiento del Rector.

auxiliar de biblioteca

Vela para que se cumpla el reglamento de la biblioteca.

Se encarga de sacar los libros a la sala de lectura y guardarlos en la bodega. Abre y cierra la sala de lectura en los horarios determinados.

Procura que los libros, revistas, fascículos y  muebles se mantengan en buen estado.

encargado de la enfermería

Dota la enfermería de los elementos necesarios y está pendiente de los enfermos de la comunidad para atenderlos, suministrándoles los alimentos y medicamentos necesarios

En coordinación con el Padre Rector acompaña al enfermo para que reciba atención médica.

ORACIÓN POR LAS VOCACIONES

(Tomada de la Exhortación Apostólica Pastores Dabo Vobis de Juan Pablo II)

Oh María,
Madre de Jesucristo y Madre de los sacerdotes:
acepta este título con el que hoy te honramos
para exaltar tu maternidad
y contemplar contigo
el Sacerdocio de tu Hijo unigénito y de tus hijos,
oh Santa Madre de Dios.

Madre de Cristo,
que al Mesías Sacerdote diste un cuerpo de carne
por la unción del Espíritu Santo
para salvar a los pobres y contritos de corazón:
custodia en tu seno y en la Iglesia a los sacerdotes,
oh Madre del Salvador.

Madre de la fe,
que acompañaste al templo al Hijo del hombre,
en cumplimiento de las promesas
hechas a nuestros Padres:
presenta a Dios Padre, para su gloria,
a los sacerdotes de tu Hijo,
oh Arca de la Alianza.

Madre de la Iglesia,
que con los discípulos, en el Cenáculo,
implorabas el Espíritu
para el nuevo Pueblo y sus Pastores:
alcanza para el orden de los presbíteros
la plenitud de los dones,
oh Reina de los Apóstoles.

Madre de Jesucristo,
que estuviste con Él al comienzo de su vida
y de su misión,
lo buscaste como Maestro entre la muchedumbre,
lo acompañaste en la cruz,
exhausto por el sacrificio único y eterno,
y tuviste a tu lado a Juan, como hijo tuyo:
acoge desde el principio
a los llamados al sacerdocio,
protégelos en su formación
y acompaña a tus hijos
en su vida y en su ministerio,
oh Madre de los sacerdotes.
Amén.

Notas Amables a la Palabra

Miércoles, Mayo 27 de 2015

Instalaciones Casablanca Ibagué

Quién es un Sacerdote

tras las huellas de nuestros sacerdotes difuntos La Cuestión Pastoral Familiar Tribunal Eclesiastico La Iglesia es Comunidad Inquietudes y Articulos Banco de Ayudas pastorales Eventos Arquidiocesanos San José y la Fe

Radio Vaticano

Redes Sociales